Esto es la efebifobia, el miedo irracional hacia los jóvenes.  

¿Alguna vez alguna señora/señor en el metro te ha mirado mal sin ninguna explicación? Tiene respuesta y se llama efebifobia. ¿Alguna vez has visto que...

13 noviembre 2018 ·
Compartir
Binary_portada-miedo-adolescentes
¿Alguna vez alguna señora/señor en el metro te ha mirado mal sin ninguna explicación? Tiene respuesta y se llama efebifobia.


¿Alguna vez has visto que la representación de un joven es totalmente estereotipada? ¿Demasiados clichés? ¿Alguna vez alguna señora/señor en el metro te ha mirado mal sin ninguna explicación? ¿Por qué los altos puestos directivos son a cargo de hombres superando los 40 años? ¿O has visto alguna exposición de alguien menor de 36 años en un museo como el Thyssen ? Tiene respuesta y se llama efebifobia.

La efebifobia es el miedo irracional, condicionado por muchos estímulos, hacia las personas denominadas o comprendidas entre un nicho de edad joven. La palabra proviene del griego ephebo, adolescente.

Normalmente en el nicho de edad, en el que está comprendido este miedo, es desde los 19 a los 36 años. Este término fue acuñado por Kirk A. Astroth en 1994 después de observar un montón de estímulos en contra de generaciones futuras.

Cosas que condicionan y hacen crecer este miedo y rechazo son la difusión de estereotipos principalmente negativos que se tiene sobre los jóvenes en los medios y en las producciones audiovisuales. No es necesario haber tenido una mala experiencia con uno para padecer de una manera subconsciente esta fobia.

A los jóvenes se nos percibe como seres violentos, impacientes, maleducados e irrespetuosos con sus familiares y esto en los mejores casos, porque en otros solo se nos tiene en cuenta por un excesivo consumo de drogas o alcohol.

Las representaciones de los medios construyen unos modelos y estereotipos que falsean la realidad de los jóvenes, eliminando la pluralidad, diversidad y la riqueza.

Esto se puede ver en varios ejemplos publicitarios. El más actual es el nuevo anuncio de la marca “Casa Tarradellas”. Ya nos avanzó un poco de su ideología en anuncios anteriores, pero este es mucho más explícito.

En este caso son dos adolescentes quienes vemos retratadas. Un retrato plano, estereotipado, rancio y poco cercano a una realidad. Una adolescente que habla con las manos como si tuviera algún problema con expresarse verbalmente y su hermana mayor, rapeando de una manera bastante cutre. Pero esto no es el único. Hay miles de ejemplos de publicidad española donde se trate a los jóvenes con los atributos de: pasota, maleducado, irrespetuosos, etc. Este otro anuncio de "Famosa" indaga en estos valores negativos.

https://www.youtube.com/watch?v=fPMDSEHwIvM

Lo peor es que estos mensajes ahondan más en la idea errónea que se tiene sobre los jóvenes y fomentan este rechazo, debido a las conductas estereotipadas que se muestran en la televisión. 

Un llamamiento para las agencias de publi (desde un graduado en publicidad): por favor, tened más en cuenta a los jóvenes para vuestras construcciones comunicativas. Si queréis introducir personajes jóvenes o adolescentes en vuestra narrativa, contad con uno o una para ello.

Claro que hay personajes célebres que no ayudan a esto, un ejemplo claro es el Rubius. Si analizamos las campañas de imagen que está proyectando, perjudica a la imagen de la juventud como colectivo. Aunque esto también condiciona debido al odio generalizado que se ha creado hacia los youtubers.

Los señores podrán criticar a los youtubers porque "no trabajan" mientras están enganchados a Gran Hermano.

Este odio además viene generado por los nuevos puestos de trabajo que se están generando, no sólo con el avance de la tecnología, si no con el avance de la sociedad. Esto proviene del desconocimiento del futuro, uno de los motivos más comunes de la efebifobia.

Para eliminar la mala imagen que se tienen de los youtubers, Ter llega pisando fuerte comparando a las Kardashian con la evolución pictórica del arte o de las uñas de Cardi B con el ornamento en la arquitectura. El mundo de Ter es una sucesión analitica de las cosas aceptadas socialmente, como los planos arquitectónicos o el suprematismo cromático, con lo que no está tan aceptado como los reality show o las celebrities. 

¡Gracias por tanto Ter!

Esto no acaba con la publicidad. Veamos las noticias. ¿Si salen contenidos donde se presencian jóvenes cuales son buenos y cuales son malos? ¿Realmente estamos conociendo cosas brillantes procedentes de jóvenes o sólo se dedican a remarcar la delincuencia y los malos hábitos, que muchos de ellos están condicionados por actitudes y conductas de generaciones más mayores? Esto es otro de los motivos latentes de la efebifobia. 

En el cine o series pasa lo mismo. 17 again, 3 metros sobre el cielo o la incluso la nueva película de Carlos Vermut Quién te cantara retratan jóvenes puramente estereotipados, planos y con unas aspiraciones nulas que no van más allá de las pantallas de sus teléfonos.

Lady Bird, Ghost World o Submarine son ejemplos perfectos de lo que entendemos como adolescencia desde una complejidad mayor. En ambos ejemplos se rompen los estereotipos y se generan personajes con más de una dimensión.

¿Cuál entonces es el problema? De nuevo, muchos guionistas son señores que ven la juventud como una etapa ineficaz o incapaz. La solución es muy simple: que más gente joven pueda participar para dar perspectiva.

https://www.youtube.com/watch?v=dDreCk5SMOA

Esta extensión actual de estímulos que siguen esta línea ha condicionado cierta preocupación de sociólogos y sociólogas. Advierten que esto podría conllevar a un futuro negativo en sociedades democráticas, impidiendo que muchos jóvenes accedan a la vida política y cultural.

Al fin y al cabo las jerarquías, en cuanto a la cultura, nos vienen dictaminadas de otras generaciones donde, evidentemente, protegen más las creaciones de su entorno desvalorizando los contenidos culturales actuales.

El pensamiento melancólico recurrente de "cualquier tiempo pasada fue mejor" también es una miopía creada por la efebifobia. Cuando tenemos estímulos donde se nos dictamina que, por ejemplo, la música de los años 80 es mejor que la actual, es un puro pensamiento de este miedo irracional. Esto nos ciega y no nos deja apreciar todas la riqueza cultural y social que estamos viviendo. La música no tiene jerarquía, tus gustos sí.

La edad no condiciona mejora, hay señores rancios y hay jóvenes rancios. Pero dejad que tengamos voz.

Gracias a personas como Elena Garcés, pionera en la mejora del servicio de realidad virtual, Elvira Sastre, poeta innovadora, Los Javis con su gran Paquita Salas, a Carla Simón, a Palomo Spain y a otros y otras grandes jóvenes que están haciendo cambiar el futuro.

Compartir

Topic ·

anuncios

    Artículos relacionados