Mi experiencia en busca de un sugar daddy.

Meetic, Edarling, Tinder, Grindr y todas estas páginas de citas están pasadas de moda. Ahora lo que mola es un sugar daddy. Así es....

17 octubre 2018 ·
Compartir
Binary_portada-sugar-daddy

Meetic, Edarling, Tinder, Grindr y todas estas páginas de citas están pasadas de moda. Ahora lo que mola es un sugar daddy.

Así es. Los solteros exigentes cada vez son más exigentes. Si a eso le sumas que la edad no te importa y que estás falto de dinero o de cariño puedes convertirte en un sugar baby o en un sugar daddy. Un sugar daddy busca un sugar baby para que le de cariño, compañía, le cocine, que vaya a comer con él, que vayan a dar una vuelta, que le acompañe a sus viajes (REAL)...pagándole, sin tener que pasar a lo sexual. Un sugar baby, en cambio, busca dinero fácil. Por lo tanto se complementan. ¿Y dónde podemos encontrar a nuestra pareja ideal? En una red social llamada Seeking.com. Algo así como una página de citas, pero sabiendo que tu futuro depende de su cartera o carisma.

Y yo, que me creé una cuenta con unos compañeros de clase para saber qué nos encontrábamos por ahí, os narro qué pude ver y os doy unos consejos, algunos muy obvios, por si vosotros os lanzáis a apuntaros a este "movimiento" ¿millennial?

Dulce introducción al caos, o no.

Para crearte en este perfil lo primero de todo que  harán es preguntarte qué eres, si un sugar daddy o sugar mommy, o un sugar baby. A raíz de ahí te harán un test para saber cómo eres, si estudias, si trabajas, gustos, aficiones, e incluso sobre tu modo de vida y tu físico. Para así darte a conocer y que a la hora de emparejarte con alguien seáis más semejantes y podáis tener más cosas en común. Obviamente debes de ser mayor de edad.

No te asustes con lo que te puedas encontrar.

Si estás decidido a abrirte un perfil en esta página, no te sorprendas con lo que puedas ver. Ten en cuenta que la mayoría serán hombres de mínimo unos 40 o 50 años. Ya tú decidirás. Incluso algunos tienen verificado su sueldo anual y tú lo podrás ver. Obviamente en estas páginas tienen ventaja los que ingresan dinero, pues pueden estar más visibles, serán más fáciles de localizarles, y será más fáciles de contactar con ellos.

No eres una escort, pero ten cuidado.

Internet es un lugar muy oscuro, y mucha gente puede mentir, aunque en estos sitios esto esté más controlado. Si de verdad vas a dar el paso de acceder a ser un sugar baby, infórmate bien y asegúrate de que no es una trola o algo peor.  Si no quieres hacer algo déjalo claro, y asegúrate de que se entera bien de esto.

Algunos de las experiencias que he escuchado:

A una chica le ofrecían 3.000 dólares (unos 2.000 y pico euros) al mes por verse con el sugar daddy 2 veces al mes. Solamente con hacerle compañía. Esto, que puede chirriar, no es de tanto extrañar sabiendo que hay gente mayor muy sola con dinero y que solamente buscan a alguien con quien pasar el rato.

Algunos hasta se ofrecen a pagar un móvil nuevo o a llevarte de viaje con ellos, incluso a pagarte un viaje que estés deseoso de hacer.

 

Compartir

    Artículos relacionados