Preguntamos a cinco personas cuando se masturbaron por primera vez

Es muy triste estar solo en una habitación vacía, y no tener a nadie que se acomode contigo en la cama para frotarse los genitales.

31 julio 2020 ·
Compartir
masturbacion_binary

Afortunadamente, puedes hacer esto último por tu cuenta. Últimamente pululando por Twitter vi que varias personas tuiteaban algunas cosas referentes a cuando se masturbaron por primera vez. Tal vez alguien invente pronto un dispositivo vibratorio para estimular el clítoris y el punto G. O tal vez los genitales se vuelvan de dominio público y los veamos como foto de portada en Instagram.

Para ahondar en el inicio de esta práctica he preguntado a cinco personas cuando se masturbaron por primera vez y estas han sido sus respuestas.

Clara, 20 años lesbiana.

masturbaron

Con 16. Mi entonces novia me enseñó a hacerlo. Cogió mi mano y la dejó caminar sobre mis labios y el clítoris. No sé si realmente se puede describir como masturbación, pero solo entonces comencé a hacerlo yo mismo de forma regular.

Marcos, 26 años hetero.

Todavía era muy joven, unos siete u ocho años. Mi padre me puso en la bañera y comencé a jugar con mi pene debajo del agua. Creo que todo estaba cubierto de espuma, yo no sabía que estaba haciendo algo "prohibido".

En algún momento él me sacó y me secó, como todavía estaba desnudo, empujé mi prepucio hacia adelante y hacia atrás con una mano. Por supuesto, mi padre lo notó y me preguntó qué estaba haciendo. Le dije que me sentía bien y se puso rojo, se enfadó bastante.

Incluso tuve que dejar de usar mi Game Boy durante dos semanas debido a este incidente. Cuando eres un niño pequeño, ni siquiera sabes que puede tener alguna connotación sexual jugar con la polla, pero bueno. Cuando tenía 13 o 14 años empecé a satisfacerme a mí mismo, pero siempre me aseguré de que no hubiera nadie en casa.

Andrea, 22 años bisexual.

Vengo de una familia muy grande y hace tiempo que tengo que compartir una habitación con mi hermana mayor. Ella es cuatro años mayor que yo, y una vez encontré su vibrador mientras jugaba. Bueno, estuve husmeando debajo de la cama, por que lo escondía allí, pero en mi defensa debo decir que no me esperaba que hubiera un vibrador en una caja de zapatos. Si no más bien cartas de amor o un cartel de Zac Efron que era demasiado subido de tono para tener colgado en su habitación.

Resumiendo, que me encontré con un vibrador, muy kitsch en color rosa. Tenía pinta de bastante barato. Por supuesto, yo sabía lo que era eso, y aunque me pareció bastante desagradable. Al final la curiosidad era más fuerte que mi disgusto.

Así que lo empujé dentro de mis genitales. Pero solo durante tres o cuatro minutos, ya que tenía miedo por que mi hermana podía entrar a la habitación en cualquier momento. Rápidamente lo limpié en mi sábana y lo metí de nuevo en la caja de zapatos. Ella nunca lo supo, pero es mejor así. masturbaron

Patricia, 21 años asexual.

La mayoría de las personas piensan que yo nunca me masturbo porque soy asexual. Eso no es verdad De vez en cuando me sobreviene, y luego lo hago yo misma. Sin embargo, creo que comencé mucho más tarde con la autosatisfacción que otros. Tenía unos 17 años cuando me toque por primera vez. Tampoco fue muy emocionante.

Después hablé abiertamente con mis amigos sobre la masturbación por primera vez y me dijeron cómo lo hacían y cómo de diferente lo hacían sus parejas. No tenía relaciones sexuales en ese momento, de alguna manera estaba claro que no estaba tan interesada, aunque aún no sabía que existía algo como la asexualidad.

Esteban, 25 años gay.

masturbaron

Mi primera vez fue bastante clásica, creo. Encontré una revista porno con mis amigos, tirada debajo de unos setos del parque. Creo que tendría unos 13 años. Había fotos de mujeres completamente desnudas, muy explícitas, con las piernas abiertas, se podía ver todo. masturbaron

Por la noche, traté de masturbarme, así que me toque la polla, hacia arriba y hacia abajo, justo lo que mis amigos me contaron que había que hacer. Me hicieron falta tres años para darme cuenta de que las mujeres no me importan, porque después siempre tuve que pensar en el duque de sin tetas para hacerme pajas.

Compartir

    Artículos relacionados