Hablamos con Rid3r una de las promesas de la escena andaluza

Rid3r tiene una gran fanbase en Latam y recopila más de 130 singles durante seis años con algunos nombres muy destacados

4 marzo 2021 ·
Compartir
rid3r_binary

Imagen vía RID3R

Rid3r (1999) es un joven afincado en Almería y considerado uno de los artistas emergentes del movimiento urbano, tanto nacional como internacional, debido a su gran fanbase en Latinoamérica. 

Gracias a eso, ha compartido cartel con artistas como “SFDK”, “Delaossa”, “Foyone” o “Blake” entre otros. Con una multitud de eventos a sus espaldas, este artista pretende llegar para dejar huella y contradecir el estereotipado prototipo de “trapero”.

Rid3r recopila más de 130 singles durante seis años con algunos nombres destacados como “Very Low”, “Romper Contigo” (incluida en la playlist de Flow Al Sur), “Pal que sepa quien soy”, trabajo que supera el medio millón de reproducciones. Pero, lo curioso de Jose Carlos Morales es la diversidad de géneros que nos presenta. Esto ya lo dejó claro en su primer álbum de estudio “Flow Bussiness” y reiterado en su segundo largo “Toxic to Myself”.

Su último lanzamiento, “Me odian”, da un gran salto en su carrera junto al productor, nominado a los Grammy y primer puesto en Billboard, TheSkyBeats, encargado de las producciones de Lil Tecca, Arcangel o, más recientemente, Bad Bunny en YHLQMDLG.

¿En primer lugar, cuándo te diste cuenta de que querías dedicarte a la música?

Es algo complicado, puesto que tuve que pasar por un proceso mental enorme para conseguir quitarme de la cabeza que cobrar por tu música no es venderse. Es un pensamiento que a mí me impedía profesionalizarme, porque me centraba en el género que hacía, que era exclusivamente rap. Y el problema que me traía esto es que todo lo que saliese del cuadro del rap, no lo odiaba, pero... no me hacía gracia. 

Pero hay un día en el que me cambia el chip, me dejo de tonterías, abro la mente y me doy cuenta de que lo que realmente quiero es cantar, y por supuesto vivir de ello algún día. Ahí fue cuando decidí dedicarme a la música. Y a raíz de ese momento, no he parado ni un sólo día de crear y crear, sin cerrarme en géneros, hacer lo que sintiese cuando lo sintiese. Conseguí también desvincular el proceso de creación del proceso de distribución y promoción de los temas, que era algo que no quería entender... Que la música no voy a dejar de sentirla por cobrar royalties, no sé si me explico. Cuando escribes, escribes y cantas lo que sientes. Cuando publicas, lo que haces es invertir en mezclas, diseños, promoción y trabajar duro. Y el trabajo ha de tener una recompensa económica.

Tu género se puede encasillar en el trap y el drill. ¿Cómo los defines tú?

Yo realmente prefiero no encasillarme en ningún género. Me gustan mucho el trap y el drill, pero no es algo que me vea haciendo de por vida. La realidad es que hago de todo un poco... si vas a mi canal, probablemente te resulte difícil encontrar dos temas del mismo género. Es más, en mi primer disco “Toxic To Myself” cada tema es de un género o mood distinto. Lo que más me gusta hacer es pop, y dentro del pop hay muchos subgéneros donde me siento cómodo. Por ejemplo, el synthwave me encanta, pero el Pop-punk y el punk-rock también. 

Tu audiencia se centra principalmente en Latinoamérica, ¿por qué crees que no se te reconoce en España?

Se dice que nadie es profeta en su tierra, y creo que es verdad. Siempre he pensado que si me fuese de mi ciudad, o poniéndonos más serios, del país, y me pegase fuera, se me valoraría mucho más aquí. Tampoco es que yo me haya preocupado mucho por crear público aquí, pero sí que es verdad que algún día me gustaría que me escuchasen en España, por lo menos en mi ciudad. También aquí tenemos un público muy cerrado a escuchar artistas pocos conocidos, lo que se viraliza es lo que se escucha. Y yo no tengo ningún tema pegado (en el sentido de millones de visitas). 

¿Cuáles son los principales problemas que le encuentras a la industria musical nacional?

Pues no sé si me echarán la cruz por esto, pero allá va... Hay cierto pasotismo por parte de las majors respecto a los artistas emergentes o poco reconocidos. Es raro ver a un artista de unos 20K streams por tema firmar con una. Sí que es verdad que ahora hay algunos que parece que sí que firman pero rara vez. No sé, creo que no hay oportunidades. Aquí en España es un Todo o Nada. O estás super pegao o no vas a sonar una mierda. 

Y nadie lo va a cambiar porque lo primero que hacen los artistas al pegarse es cerrar contratos, en vez de aprovecharse de su posición para cambiar la situación. Hay que intentar parecerse más a Robin Hood.

Ahora has lanzado “Dicen Tos”, un tema cargado de rabia e ira. ¿Es necesario sufrir para hacer esta música?

No sé si es necesario la verdad, pero en mi caso solo canto de lo que siento. Si estoy feliz, hago algo animado, si estoy triste hago algo pa llorar un poco, si estoy enfadado cojo un beat con unos 808 que suenen a pelea de bar y empiezo a pegar berríos como un demonio. Pero vaya, más que sufrir, hace falta sentir. Y por supuesto saber interpretar lo que sientes, eso es lo más importante.

¿Qué dicen todos de ti?

Algo así como que soy gilipollas. Es broma, depende de a quién nos refiramos. En esta canción (Dicen tos) hablo de la gente que comenta mi vida como si ellos supiesen lo que es bueno para mí. Que mis hábitos matan, que mi vida no es sana pero ¿Qué más les dará? No sé... ¿Sabrá alguien mejor que YO lo que hago YO? La verdad que es un tema que me pone un poco nervioso...

¿Dónde te ves de aquí a 2 años?

Esta pregunta me tensa el cuello un poco porque podría responder varías cosas. Yo es que soy muy pesimista pero sí que es verdad que de aquí a dos años creo que los royalties me van a pagar el alquiler, no digo que esté pegao, pero tener unos 500k streams mensuales se podría conseguir. Pero vaya, con la suerte que tengo a lo mejor estoy con un par de céntimos y un chicle en la cartera... Esperemos que no, no molaría nada. Me encantaría tener un buen estudio y tener presupuestos altos para videoclips. 

Si te dieran la oportunidad de cambiar una sola cosa en tu vida ¿qué cambiarías?

No sé si va a sonar básico, pero de verdad que cambiaría la situación económica. Más que nada porque la mayoría de problemas que tengo ahora son relacionados con el dinero. Podría cambiar muchas cosas si tuviese dinero, seguro que sería más feliz porque viviría más tranquilo.

¿Crees que los artistas que están “pegaos” en España lo están por el mérito propio o hay muchos intereses?

Habrá de todo, supongo que la mayoría se lo merece. Además os digo una cosa, la suerte no dura para siempre. Lo que quiero decir es que, el que se pegue de suerte tiene que trabajar para mantenerlo, igual que todos. Así que unos se pegaran gracias a su trabajo y otros por golpes de suerte, pero lo que está claro es que el que se pega de verdad es el que se mantiene arriba.

Por último, en qué se diferencia Rid3r de José Carlos.

Si te soy sincero... en el nombre. La única diferencia es que Rid3r cuenta lo que le pasa y José Carlos se lo calla todo, por eso escribe. Pero no es ningún tipo de alter ego ni nada por el estilo. Jose es Rid3r y Rid3r es Jose. Son lo mismo. 

A veces en las canciones menciono los dos nombres como si fuésemos personas distintas, pero realmente es algo más parecido a que Rid3r es mi parte más impulsiva, sin vergüenza, loca y descarada, mientras que yo, José, soy muy tímido, pero estoy igual de loco.

Compartir

    Artículos relacionados