It Barbie Girl. los hombres que sí amaban a las muñecas

Pelayo Álvarez tiene 24 años y 12 Barbies que juegan a ser influencers Barbie lleva más de medio siglo siendo tan protagonista de juegos...

26 septiembre 2018 ·
Compartir
binary-Barbie

Pelayo Álvarez tiene 24 años y 12 Barbies que juegan a ser influencers

Barbie lleva más de medio siglo siendo tan protagonista de juegos infantiles como de críticas y polémicas. La icónica muñeca de Mattel ha sido juzgada por ser ejemplo de una feminidad estereotipada y unos cánones de belleza irreales. Perpetuar los roles de género es otro de los crímenes que se le atribuyen al juguete. Sus anuncios, siempre protagonizados por niñas y sobrecargados de rosa, transmitían el mensaje que tantas veces ha sido escuchado: que las muñecas -así como los colores pastel, las princesas y los bebés- son cosas de niñas.

¿Cuándo puede ser transgresor jugar con una Barbie? Cuando quien lo hace es un hombre de 24 años que crea un mundo imaginario para sus muñecas que, además, comparte en Internet. Itbarbiegirl es la cuenta en la que, desde la ironía y la creatividad, Pelayo Álvarez retuerce clichés y superficialidad para exprimir historias que hablan tanto de juguetes como de las muñecas de plástico de nuestros días: las influencers.

¿Son las muñecas solo cosa de niñas?
¡Por supuesto que no! ¿Es acaso el azul para hombres y el rosa para mujeres? ¿Quién tuvo el descaro de poner esas etiquetas? La distinción por sexos que se aplica a casi todos los ámbitos de la cultura o la sociedad me parece una auténtica tontería. Esa tendencia o necesidad de categorizarlo todo, de limitarlo, puede privarnos de disfrutar de muchas cosas. Quiero decir, si algo te gusta, ¿va a ser un impedimento que se relacione más con el género opuesto?

"Si algo te gusta, ¿va a ser un impedimento que se relacione más con el género opuesto?"

Un tío de 24 años jugando con Barbies, ¿cómo se toma la gente esta afición?
La verdad es que al principio siempre te tachan de loco o de friki. Pero bueno, cuando les cuento de qué va la idea y les explico que el proyecto de Itbarbiegirl es algo más que jugar con muñecas, parece que lo entienden.

¿Jugabas con ellas cuando eras pequeño? ¿A qué edad llegaron a tu vida y cómo?
¡Si! Y me encantaba. A mi vida llegaron cuando tenía unos 4 o 5 años. Lo típico de que tus padres te dejan en casa de tus tíos y te pones a jugar con tu prima mayor. Recuerdo que fueron los primeros muñecos que tuve antes de que me convenciesen para tirarlas y me pasase a jugar con los Pinypon o los Action Man, que consideraban más acordes con un niño. Pero bueno, un año les pedí a los Reyes Magos que me trajesen a la novia del Action Man y así podía seguir jugando con una muñeca “para chicos” sin que lo viesen tan mal.

¿Cuántas muñecas tienes? ¿Tienen nombre?
P: Pues ahora mismo debo de tener unas 12 Barbies, dos Kens y un Action Man. Solo una de ellas tiene nombre, la única y primera Barbie que me compré hace 5 años y a partir de la cual nació la idea del blog. Se llama Lolita, por la novela de Nabokov, y es la protagonista de Itsbarbiegirl.

Lo mismo pasa con Itbarbiegirl, es una forma de subrayar y exagerar aspectos que me hacen gracia o me llaman la atención de la realidad en la que vivo

¿Qué significa el mundo Barbie para ti?
Se podría decir que el mundo Barbie no dista tanto del mundo real, ¿no? Me explico: cuando eres pequeño y juegas con muñecos, tú les atribuyes cualidades, sueños, ideas y acciones. Imaginas la relaciones entre ellos, su profesión o lo que piensan. Al final es llevar el mundo que te planteas en tu cabeza, en tu imaginación, a lo que les ocurre a unos juguetes.

Se suele asociar a Barbie con estereotipos de género o cánones de belleza que se consideran perjudiciales para los niños, ¿qué opinas sobre ello?
Sí, que creo que Barbie estuvo asociada a cánones o comportamientos que fomentaban ciertos roles de género. Pero también creo que fue cosa de la época y que han sabido adaptar la muñeca a los tiempos, con mayor o menor acierto. Ahora hay Barbies diversas en cuanto a físico, etnia...

Pero está claro que el problema está en separar las ‘cosas de niños’ de las ‘cosas de niñas’, esa distinción por género o sexo es absurda. Si al clasificar algo solo consigues dividir en dos la sociedad, es malo. Yo mismo, cuando era pequeño, he sufrido burlas por parte de mis compañeros por preferir las muñecas a los coches, por ejemplo.

"El problema está en separar las 'cosas de niños' de las 'cosas de niñas', esa distinción por género o sexo es absurda"

¿Cómo empieza el proyecto de itbarbiegirl?
Pues siendo sincero, un día de resaca hace 5 años me pareció buena idea comprarme una Barbie y llevarla conmigo donde fuese. Fue entonces cuando para un trabajo de la universidad. Nos pedían que cada uno creásemos nuestra propia página web. Hubo gente de mi clase que decidió enfocarse hacia la recomendación de sus gustos tipo música, cine… Por aquel entonces comenzaba a estar en auge el mundo blogger, los influencers...  Así que mi elección fue hacer de Itbarbiegirl una parodia de todo esto. Tratando de no caer en el mal gusto. Era también una forma de hacer de mis juegos de infancia una creación audiovisual, compartir con cualquier. Con la intención de divertir, las mismas fantasía que me montaba de pequeño.

¿Cuál es la intención de itbarbiegirl?
Se trata de una sátira de la vida de la muñeca. Lolita recorre el mundo, desfila para Victoria´s Secret, tiene un hijo, se casa… Como si se tratase de una bloggera de plástico, una muñeca que expone en las redes sociales todo lo superficial e idílico que la rodea. Aunque de vez en cuando dejo que la ficción supere a la realidad, no creo que la vida de mi muñeca diste mucho de otras realidades que tratan de vendernos de Instagram.

¿Qué historias cuentas en el blog y en Instagram?
Todo lo que salga de tu imaginación puedes llevarlo a la realidad con la muñeca. Hago post sobre sus viajes. Cuando un amigo me dice “me voy de viaje a Tailandia” , yo le digo “que guay, ¿podrías llevarte a la Barbie y le haces fotos como si pareciese una persona real?”. Y a partir de ahí yo construyo la entrada y la historia que la envuelve. Ha estado en Brasil, Italia, Estados Unidos, Cuba, Praga, Polonia, Portugal…

"No creo que la vida de mi muñeca diste mucho de otras realidades que tratan de vendernos en Instagram"

Quiero decir, ¡la muñeca ha viajado más que yo! La verdad es que me permito hacer con ellas lo que quiero, para eso es un juego, ¿no? Ha desfilado para Victoria´s Secret. Ha salido en la portada de Vogue y de Vanity Fair…e incluso ha pasado a ser la protagonista de cuadros como Las señoritas de Avignon de Picasso, La joven de la perla de Vermeer o La maja desnuda de Goya.

Tal y como señalaba Judith Butler, el género es un acto performativo. Es una actuación, una ficción comprendida en el marco cultural del patriarcado en el que nosotros, la sociedad. Nos exponemos sobre un escenario asumiendo los dos roles que se nos han venido imponiendo. Una limitación binaria que nos ha venido organizado en dos grupos: actores o actrices, niños o niñas. Sin embargo, la creatividad puede ser el arma que redibuje los límites de normas tan rígidas. Con un acto de rebelión tan inocente como es jugar con muñecas.

Compartir

    Artículos relacionados