"Trump: An American Dream" Que ahora llega a su final

Si en los últimos cuatro años no hemos dejado de escuchar acerca de Donald Trump, la situación ya se está volviendo inaguantable. Más ahora,...

10 enero 2020 ·
Compartir
binary-trump-documental

Si en los últimos cuatro años no hemos dejado de escuchar acerca de Donald Trump, la situación ya se está volviendo inaguantable. Más ahora, que el de Nueva York se ha convertido en el tercer presidente de Estados Unidos en enfrentarse a un juicio político. Aunque, pese a oír hablar tanto de él, pocos conocen su historia.

Rico sin merecerlo

 

La historia de Trump arranca ya siendo rico, pues como muchos sabréis, el presidente es hijo de un empresario. Un empresario que en el año 1962 ya compraba complejos en Ohio por valor de 5,7 millones de dólares, para revitalizarlos. Su padre obligaba al pequeño a acompañarle casa por casa para exigir el dinero que se le debía, en un intento de hacerle ver la importancia de cobrar por el trabajo realizado.

Donald Trump no tardó en mostrar interés por los negocios y la economía, y por ese camino guió sus estudios en la Universidad de Forham, donde estuvo dos años, antes de acudir a Pensilvania.

Una versión blanca del presidente Trump

Aunque en el documental podemos aprender -levemente- acerca de las bancarrotas del presidente, y de algunos movimientos poco acertados, se nos presenta una versión bastante blanqueada de él. Bien es cierto que algunos de sus actos -objetivamente inteligentes- se presentan debidamente, sin embargo, solo parece emplearse tiempo en narrar las buenas historias. Para las malas, no parece existir un interés real que obligue a frenar la serie documental.

Antes de que llegar al poder ya hablaba del cambio climático, de las fronteras de Estados Unidos. Antes de alzarse como ganador ya se habían descubierto escándalos sexuales y empresariales, pero, ¿dónde han quedado?

Puntos de vista fijados en una dirección

 

Lo mejor y lo peor del documental es que cuenta con más de 50 testimonios de amigos y compañeros de Trump. Esto nos facilita un sinfín de información desconocida hasta el momento, pero una vez más, se echan en falta otros puntos de vista más alejados del Presidente, o al menos de un punto de vista del que él salga beneficiado.

En ocasiones, si se ve un esfuerzo por hacer ver que el combustible que mueve a Donald Trump es el reconocimiento. Y que está dispuesto a cualquier cosa a cambio de recibirlo. Pero esto se queda escaso al completar el análisis de su ascenso al poder.

Valoración Personal: 6,5

El interés me puede. Y eso me hizo fácil disfrutar de los 4 capítulos que componen la mini-serie. Sin embargo, subjetivamente, Donald Trump no es un personaje que me genere especial simpatía. Y así como estoy dispuesto a escuchar acerca de sus mejores movimientos, y de sus logros, espero recibir a cambio un desvelo de sus maniobras más siniestras. Y eso me falta en esta pieza, que se encuentra disponible en Netflix.

Si alguna vez te ha interesado el ámbito empresarial, o el político, y para ti eso de 'impeachment' te suena a chino, este documental te nutrirá. Tu imagen de Donald Trump adquirirá otro color, no mejor, ni peor, simplemente diferente. Aunque es posible que en parte también te llame a descubrir otras obras que complemente lo que la de Barnaby Peel, Daniel Bogado y Natasha Zinni, pasa por alto.

Compartir

Topic ·

Netflixtrump

    Artículos relacionados