El desayuno es la comida más importante del día, mis cojones

¿Farlopa? ¿pajas? ¿gimnasio? no, cereales.

26 junio 2018 ·
Compartir
binary-adicto-cereales

¿Farlopa? ¿pajas? ¿gimnasio? no, cereales.

Pero no de esos cereales marrones y cuadrados con relleno dentro de desayuno. Ni siquiera los que son como bolitas de chocolate. Cereales de los sosos, esos copos de avena que hasta los de Kellogs intentan arreglar de alguna forma con frutas desecadas o pedazos de chocolate. Para que su supina insipidez no disida definitivamente de hacer dieta a las consumidoras.

Y al frente de una torre construida con tazones de los susodichos cereales. Un jovencito con cara de guiri de Benidorm granujiento. Y una expresión mezcla entre indiferencia chulesca y la más profunda de las amarguras. Sus ojos claros, soñolientos y bizqueantes parecen chillar desde lo más profundo de su ser.

Que alguien le libere de su insulsa existencia sin sentido, que alguien le ayude. No quiere hacer lo que está haciendo, y, sin embargo, sigue volcando un saco de azúcar sobre los copos de avena (por otro lado normal. Por que a ver quién tiene estómago para comerse con leche sola todo eso).

Hay mejores formas para joderte la vida que atiborrándote de cereales”

desayuno-cereales-philip-patrick

imagen via · binary

El titular de la página dice “Este chico comió 13 platos de cereal diarios por 3 años. Así es cómo luce ahora”. Sí, en fin, no es una página de artículos demasiado buenos. Pero mi compañero de piso y yo siempre estamos intentando buscar métodos para adelgazar a lo bruto. Así que cliqueo, por si resulta que ahora el chaval está hecho un figurín solo por alimentarse a base de cereales. Lo cual mola porque podríamos seguir gocheando y encima ponernos buenorros a la vez.

7 litros de leche, 6 cajas de cereales y 4kg de azúcar a la semana.

desayuno-cereales-philip-patrick

imagen via · binary

Hice una cata de antros de cereales en Salamanca.

Lamentablemente, me basta con leer el primer párrafo por encima para saber que el tío estaba destrozando su vida por su adicción a los cereales. El concepto de “adicción a los cereales” ya me parece de coña, pero después de ver su foto no puedo evitar una carcajada. No soy mala persona ni nada, pero es que a ver, ya que vas a destrozarte la vida.

No seas tan pringado de hacerlo por comer demasiados cereales. Vive la vida, esnifa pegamento mezclado con Vicks Vaporub y luego vete a violar ovejas o algo. Pero no te quedes sentado en el sofá viendo la tele mientras comes los suficientes cereales para que tu novia se cabree. Porque, honestamente, si va a cortar contigo, es mejor que la des motivos sólidos. Como tener una aventura con una oveja.

Todos somos Philip Patrick
desayuno-cereales-philip-patrick

imagen via · binary

Pero en cierta medida me siento identificada con él. El dato crucial para comprenderle es que todo empezó a los 19, hace tres años, cuando se fue a vivir solo. Como universitaria extremadamente vaga he de reconocer que me he visto en situaciones parecidas más de una vez.

Y de dos. Y de tres. De hecho probablemente pasado mañana me alimente base de galletas y agua. Porque el recurso de la pizza lo he agotado hoy, sólo me queda medio bote de garbanzos en conserva y un poco de arroz. Paso de ir a hacer la compra.

En el fondo, yo también soy Philip.

Compartir

Topic ·

desayuno

    Artículos relacionados